mal de ojo a distancia

Cuando hacemos referencia al mal de ojo, estamos hablando de una de las afecciones más reconocidas por la medicina tradicional a través del auto tratamiento o bien de la medicina casera. 

Uno de los síntomas que típicamente se presentan ante una situación de mal de ojo es el dolor de cabeza, aunque existen una serie de malestares que podrían ser confundidos con alguna otra dolencia. 

A la interacción social se atribuye la contracción de la enfermedad ya que esta es producida por la fuerza energética de una persona que mira o bien, piensa en otra. Las personas que más se encuentran expuestas son las que generalmente son más débiles. 

Más vulnerables niños y adolescentes 

Este grupo suele ser el más afectado y ello es debido a que aún no se encuentran desarrolladas todas sus capacidades de protección. Pero también suele ocurrir que algunos adultos que son más sensibles de recibir este tipo de energía tanto en hombres como en mujeres. 

Pero también se debe tomar en consideración que este tipo de mal no suele ser voluntario pero si se encuentra inspirado en los malos sentimientos y malos deseos, aunque también puede ser atribuido a un desborde de energía que no puede ser manejada pero que sí daña a los menos fuertes. 

Métodos para diagnosticar 

Entre los más comunes se encuentra el agua, el aceite, el hilo y la visión en el agua. La terapia para la recuperación a menudo la practica algún curandero o conocedor del tema esotérico a los cuales se les adiciona el procedimiento de palabra, la imposición de manos y la oración. 

A ello se le puede sumar todo el sistema de creencias donde se encuentran arraigadas la creencia en Cristo, vírgenes, santos actuando como presidente y fundamento para la recuperación. 

Curación del mal de ojo a distancia 

Para determinar si una persona está bajo los efectos del mal de ojo y poder aplicar la cura por medio de la oración, no se requiere que la persona se encuentre presente físicamente, simplemente es se importante saber el nombre de la persona que lo padece. 

Para hacer efectiva la oración para la curación, es preciso contar con mucha fe y obrar de corazón ya que de esta forma se despoja el mal de ojo de la persona que lo padece. Teniendo claro esto, se procede a recitar la siguiente oración:

En tu nombre Padre celestial voy a rezar tres Credos, y de esta manera la influencia del mal de ojo no llegará hasta ti. 

“ San Gabriel mi ángel, tú que eres el príncipe de los ángeles, rey de la Iglesia, las Jerarquías son tuyas, y eres mi luz, ampara día y noche a (nombre de la persona que está bajo la influencia del mal de ojo) 

 Dios está conmigo, y Dios con él, Dios siempre delante, y yo detrás de Él, fuera el mal y que entre el bien, así como la Virgen pudo entrar en la casa santa de Jerusalén”.

“santísima Virgen María, tú que eres pura, Virgen María sirve de protección  para este niño/adulto en el día y en la noche. Saca de su cuerpo el mal de ojo poco a poco. 

 Virgen María, madre mía, saca este mal de porquería en el nombre de la santigua, del hijo y del espíritu santo. Amen”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here