Síntomas del mal de ojo

Existen diversas versiones de lo que significa el mal de ojo, entre ellas que alguien te ve con mala intención o que quizás esa misma persona no tiene idea de que pudo ocasionar ese hechizo con la vista.

En todo caso, los síntomas siempre serán los mismos aunque se pueden dar en unas personas distintos o con mayor intensidad.

Síntomas del Mal de Ojo

Algunos de los síntomas que las personas presentan cuando se tiene Mal de a Ojo podrían ser problemas al conciliar el sueño, situaciones distintas con el sistema digestivo, o cambios repentinos en el humor.

¿En qué consiste?

Se podría resumir como un momento en el que una gran carga de energía negativa se deposita en otra persona.

Generalmente cuando se hace es de manera consciente y es dirigido con determinadas intenciones ya través de un maleficio o maldición, aunque lo que no puede saberse es quien ha dirigido tal hecho.

Síntomas más resaltantes del Mal de Ojo

  • Insomnio: aunque la persona se encuentre muy agotada por la fatiga que le es causada,  el sueño no llega de manera natural. Y esto es debido al hechizo que no permite el descanso adecuado. Esta falta de sueño anormal y su dificultad para alcanzarlo cuando se debe dormir podría provocar un alto impacto en el sistema nervioso dando paso a un estrés extra, pues cuando por fin se duerme, el sueño es interrumpido por sobresaltos, algunos se aturden o se agobian.
  • Angustia y tristeza: los cambios de humor vienen dados por la carga de energía negativa, en un momento se está bien, y repentinamente todo cambia. Dichos cambios de humor hacen de cada día una complicación en todos los ámbitos alejando a las personas.  
  • Fatiga: dicho estado suele venir como consecuencia de algunas actividades que solían ser cotidianas pero que ahora cansan y requieren más esfuerzo, conlleva a la falta de motivación e incluso un cansancio mental.  Encontrarse en esta situación podría llevar a las personas a aislarse y a las temidas obsesiones.
  • Pérdida del apetito: la afección podría ir más allá de solo no tener ganas de comer, sino a que se pierda peso de manera significativa.  O bien, presentar estados de diarreas o vómitos.
  • Pérdida de la vitalidad o pérdida de la fuerza: con el sobreviene el agotamiento, el desinterés, la fatiga,  y la baja iniciativa para las actividades diarias como reunirse con amigos, la familia, el trabajo, el estado físico,  entre otros.

Podrían darse otros síntomas cuando estamos en presencia del Mal de Ojo y estos podrían ser baja concentración en las tareas cotidianas, sentirse nervioso por lo que pasa alrededor, el apetito sexual se desvanece incluso afectando las relaciones.  

Generalmente estos síntomas son asociados a otras situaciones como exceso de trabajo, algún padecimiento  médico, o alguna enfermedad crónica, nunca se piensa que uno ha sido víctima de un maleficio.

Dichos síntomas desencajan de tal manera a las personas que no se podría saber a ciencia cierta su origen ya que su base o explicación proviene de una superstición que no tiene fundamento científico para que se relacionen con el Mal de Ojo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here